Kang Dong Soo de Corea del Sur afirma que, mediante la práctica del budismo, pudo convertir la adversidad en una oportunidad para crecer.

Nuestro mensaje

arriba