Labor humanitaria

Volver a la listaJul 16, 2012

Japón: Inundaciones en Kyushu

Voluntarios en Aso, Kumamoto (15 de julio)
Voluntarios en Aso, Kumamoto (15 de julio)

La Soka Gakkai del Japón estableció cuarteles de emergencia en sus centros culturales de las prefecturas de Fukuoka, Kumamoto, Oita y Saga, de la isla de Kyushu, destinados a apoyar a los damnificados de las inundaciones y los deslaves generados por las copiosas precipitaciones sin precedentes ocurridas desde comienzos de julio de 2012. Los locales de la organización budista no sólo se convirtieron en puntos de distribución de artículos de emergencia, sino que también funcionaron como refugios para los evacuados.

El 5 de julio, los miembros de la prefectura de Oita trabajaron en actividades por los damnificados de las ciudades de Hita y Nakatsu. En la prefectura de Kumamoto, los miembros de la Soka Gakkai formaron un equipo de trescientas cincuenta personas que ayudaron en una campaña de remoción de escombros y barro, efectuada el 15 y el 16 de julio. También hicieron lo propio al día siguiente, los miembros de la prefectura de Fukuoka, que ayudaron en las labores humanitarias de las ciudades de Yanagawa y Yame. El balance de víctimas fatales hasta el 16 de julio llegó a veintiséis.

El presidente de la SGI, Daisaku Ikeda, envió un mensaje de aliento y solidaridad a los afectados por las lluvias torrenciales, así como también a los miembros que estaban trabajando en las labores de apoyo. En su mensaje decía: "Nuestros admirables miembros de las áreas afectadas están dando lo máximo para ayudar en todas las formas posibles en sus comunidades, brindando su apoyo y fortaleza. (…) Miembros del Japón y del orbe entero, juntos, apoyemos a nuestros compañeros de Kyushu con el más enérgico aliento solidario".

[Fuente informativa y fotográfica: Seikyo Shimbun, diario de la Soka Gakkai del Japón.]