Budismo

Volver a la listaMar 16, 2011

Mundo: Oración por las víctimas del Japón

Members in Asahi City, Chiba Prefecture, sruvey the <em>tsunami</em> damage (March 15)
Members in Asahi City, Chiba Prefecture, sruvey the tsunami damage (March 15)

El colectivo de miembros de la SGI del orbe entero se encuentra efectuando una serie de reuniones para orar por el pronto restablecimiento de los damnificados por el Terremoto de Tohoku y Kanto que asoló el litoral nordeste del Japón, el 11 de marzo de 2011. Los integrantes de la SGI que se han solidarizado con las víctimas de la terrible catástrofe recordaron también el 16 de Marzo, fecha en que la organización budista conmemora el Día del Kosen-rufu, símbolo del voto de los miembros por la paz mundial y la dicha del género humano. 

El presidente de la SGI, Daisaku Ikeda, hizo llegar un mensaje alusivo al desastre sísmico dirigido a los miembros de la organización budista, que fue publicado en el Seikyo Shimbun, diario de la Soka Gakkai del Japón, el 16 de marzo de 2011. En dicho mensaje, el presidente Ikeda transmitió sus sentimientos de solidaridad a las víctimas del desastre natural y, basandose en las enseñanzas de Nichiren, los alentó: "Una vez más, expreso mis más sentidas condolencias a los damnificados del gran sismo y el tsunami que asoló la región oriental del Japón. (...) Mi esposa y yo, así como los camaradas del resto del país y el mundo, estamos enviándoles daimoku con todas las fuerzas para que puedan seguir teniendo entereza física e interior en medio de tales circunstancias y puedan gozar de la rigurosa protección de los budas y bodhisattvas, es decir, de las fuerzas positivas del universo. De la misma manera, quiero agradecer desde lo más hondo de mi corazón a las personas que están haciendo incasables esfuerzos para brindar auxilio y asistencia en cada localidad afectada, y a aquellas que, constituyéndose en los pilares de la comunidad, están ofreciendo su valioso apoyo y sostén. (...) Sepan que nada podrá destrozar el tesoro del corazón que hay en nuestro interior". [Leer el mensaje completo] 

Miembros en albergue del Centro Cívico de la Ciudad de Tagajo (15 de marzo)
Miembros en albergue del Centro Cívico de la Ciudad de Tagajo (15 de marzo)

Las labores de asistencia humanitaria continúan aún seis días después del terremoto. Las condiciones climáticas en las regiones afectadas son cada vez más severas debido al recrudecimiento del invierno. Los líderes de la Soka Gakkai se han dispersado por todas las zonas impactadas para llevar aliento y esperanza a los damnificados que han logrado refugiarse en los albergues, en donde se vive una seria carencia de alimentos, agua, combustible e información. 

En la ciudad de Tagajo, cerca de Sendai, prefectura de Miyagi, un centenar de pobladores siguen desaparecidos y la planta de petróleo del puerto sigue en llamas desde hace varios días.La señora Shizue Chida, coordinadora de la División Femenina de la Soka Gakkai de la Región de Tohoku, acudió al Centro Cultural de la Soka Gakkai de Tagajo para brindar su aliento a los refugiados. En dicho albergue, supo que la señora Mitsuko Iwabuchi, integrante de la División Femenina de la localidad, estaba trabajando arduamente para apoyar a los damnificados a pesar de que ella misma no sabía del paradero de su madre. Asimismo, otra miembro, la señora Toki Suzuki, le mostró una lista de nombres de amigos a quienes había podido salvar durante el terremoto, y le contó que estaba orando por su seguridad. 

Reunión de diálogo del Distrito de Sichigo, Centro de la Paz de Wakabayashi, Sendai (16 de marzo)
Reunión de diálogo del Distrito de Sichigo, Centro de la Paz de Wakabayashi, Sendai (16 de marzo)

Arahama, costanera de la ciudad de Sendai, fue una de las localidades arrasadas por el maremoto. Actualmente, los miembros damnificados del Distrito de Sichigo de la Soka Gakkai, que incluye Arahama, se encuentran albergados en el Centro de la Paz de la Soka Gakkai de Wakabayashi y están trabajando como voluntarios para apoyar a las víctimas. En dicho local, los miembros celebraron una reunión de diálogo en conmemoración del 16 de Marzo, Día del Kosen-rufu, en el que se alentaron mutuamente y decidieron emprender un nuevo desafío. Una persona dijo: "Hemos aprendido del budismo a ser compasivos y a ayudar a los demás sin importar cuán difícil sea la situación"; otra dijo: "Es el momento de ponernos de pie con valentía y corresponder al aliento que hemos recibido del presidente Ikeda y de nuestros compañeros de la SGI del mundo entero". 

Shizue Chida, responsable de Tohoku, habla con Mitsuko Iwabuchi (izquierda) y Toki Suzuki (centro). (15 de marzo)
Shizue Chida, responsable de Tohoku, habla con Mitsuko Iwabuchi (izquierda) y Toki Suzuki (centro). (15 de marzo)

El litoral de la región de Kanto, en donde se encuentra Tokio, fue también afectado gravemente por los tsunamis. En la ciudad de Asahi, en la prefectura de Chiba al este de Tokio, se ha registrado la destrucción parcial o completa de unas quinientas casas. El Centro Cultural de la Soka Gakkai de Asahi es uno de los locales que ha abierto sus puertas para dar cobijo a las víctimas de la localidad. La División de Jóvenes de Asahi está apoyando de lleno las labores de asistencia formando diversos equipos de voluntarios. Katsuhiko Soma, responsable de la Región 1 de Chiba, y Hiroaki Kashiwagi, responsable de la Región de Ikeda, están recorriendo los sectores afectados por el maremoto para alentar uno a uno, a los miembros de la Soka Gakkai y a sus familias. Taeko Sano, coordinadora de la División Femenina del Distrito Iioka, correspondiente a uno de los lugares más afectados, agradeció las expresiones de solidaridad recibidas diciendo: "Hemos sentido su aliento. Mantendremos una fe inquebrantable y no seremos vencidos".


[Fuente informativa y fotográfica: Seikyo Shimbun, diario de la Soka Gakkai del Japón. Un artículo relacionado fue publicado en dicho periódico el 17 de marzo de 2011.]